Saltar al contenido

Satisfyer Pro 2 o 3: el eterno debate.

Al momento de intentar escoger un Satisfyer, surge el eterno debate… sus dos modelos más buscados ¿será que compro el Satisfyer Pro 2 o el Pro 3?, hoy te mostraremos un versus para que escojas el indicado para ti, empecemos con una tabla comparativa:

Ambos modelos son potentes y funcionan para cualquier momento de placer que desees tener.

Intensidad: lo más importante para una buena estimulación

La intensidad es primordial en cualquier succionador, la principal diferencia es que el Satisfyer Pro 3 incluye una función de vibración que logra satisfacer otro tipo de necesidades.

Ninguno de estos dos succionadores tiene más nivel que otro, ambos tienen 11 niveles muy potentes. Sin embargo, por incluir vibración como función adicional, se puede decir que el ganador en éste apartado es el Satisfyer Pro 3.

La batería: un punto relevante

Ambos modelos poseen carga mediante USB de 5 voltios, estos succionadores se alimentan de forma magnética, en cada caso, vienen incluidos en su respectiva caja.

Por lo que hemos probado, el Satisfyer Pro 3 tiene una batería mucho más extensa que el Pro 2, mientras que éste ultimo tendrás que recargarlo con más frecuencia, el Pro 3 solo requerirá de dos o tres cargas al mes aproximadamente (depende de tu uso).

Su precio: un punto fuerte

El precio es lo más importante en algunos casos, pero en este punto tenemos un claro ganador, y es el Satisfyer Pro 2. El Pro 2 tiene un precio mucho más barato y económico que el Pro 3, mientras éste ultimo normalmente tiene un costo de 19,49 euros, el Pro 3 cuesta entre 23,99 euros.

El ruido: ¿cual se escucha más?

El silencio es otro de los puntos fuertes, cada chica prefiere más un nivel de privacidad que otras, sin embargo, es muy importante que si deseamos más privacidad escojas el que hace menos ruido.

En éste punto el ganador es sin dudas el Satisfyer Pro 2, éste modelo se escucha mucho menos que el Pro 3, recuerda que éste ultimo posee función de vibración y eso puede llegar a aumentar el ruido del mismo.

¿Y su diseño?…

El diseño es otro de los factores importantes para tomar una decisión. Es una decisión muy difícil, ya que ambos poseen diseños modernos y todo dependerá de tu estilo favorito.

El Satisfyer Pro 2 es de color oro rosa, por lo que para cualquier chica puede resultar una opción muy bonita, mientras que el Pro 3 tiene un diseño super elegante con negro y bordes dorados, por elegancia ganará el Pro 3, sin embargo, la forma y el color del Pro 2 puede resultar muy exótica.

En este punto no hay un claro ganador, el diseño favorito lo escoges tú.

Otras diferencias importantes

Sus botones: mientras los botones del Satisfyer Pro 3 son mucho más lisos, los del Satisfyer pro 2 tienen un relieve mucho mayor que facilita localizarlos de una manera más fácil.

Vibración: a diferencia del Satisfyer Pro 2, el Pro 3 incorpora 10 niveles de vibración adicionales más los 11 de succión, por lo que te proporcionará múltiples posibilidades de placer.

Su forma: por su forma, se puede dificultar el uso en pareja del Satisfyer Pro 3 (debido a tener una forma mas vertical), mientras que el agarre del Pro 2 tiene una mayor versatilidad.

Cabezales: uno de los puntos que tenemos que tener en cuenta para la higiene son sus cabezales, el del Pro 2 es perfectamente sustituible (te facilitará la limpieza), mientras que el Satisfyer Pro 3 tiene un cabezal fijo.

Un vistazo mejor en video

Si aún no te has decidido, te mostraremos un video que puede ilustrar ésta batalla de placer de manera más fácil:

Comparativa de otros Satisfyers

Conclusiones de ambos succionadores

Cada succionador tiene sus ventajas y desventajas, como ya hemos dicho, el veredicto final lo darás tú. Aquí no hay un claro ganador, todo dependerá de cual es el apartado más importante para ti, en nuestra tienda online hemos hecho un análisis y review de cada modelo.

En conclusión, ambos modelos son muy buenos, todo dependerá del apartado que sea más relevante a tu criterio, ¡no debes quedarte sin alguno, compra el mejor para ti!

¡Comparte!